IRAM – ISO 21930 Construyendo un futuro sostenible

Ante el crecimiento global de las poblaciones urbanas existe una necesidad urgente de tener conocimiento real del rendimiento sostenible de los edificios en los que vivimos y trabajamos. Pero la variedad y complejidad de los métodos disponibles puede parecer abrumadora. Aquí es donde entra en juego la nueva norma ISO 21930 2017.

La última edición de la norma ISO 21930 2017 “Sustentabilidad en edificios y obras de ingeniería civil – Normas básicas para declaraciones ambientales de productos de construcción y servicios” ayudará a evaluar la eco-amistad entre un edificio o proyectos de infraestructura utilizando un método común para expresar la Declaración Ambiental Certificada (EPD).

«En el mundo de la construcción, la norma ISO 21930 tiene la capacidad de hacer una contribución importante a la construcción de un futuro más sostenible para nuestro planeta», declara Anne Roenning, liderando el equipo de expertos que desarrolló el nuevo estándar. «Contribuirá significativamente a reducir el cambio climático y otros impactos ambientales atribuibles al sector de la construcción y al entorno construido».

Ventajas de la norma ISO 21930

La cuantificación de la sostenibilidad de un edificio con la norma ISO 21930 2017 aporta las siguientes ventajas:

  • Comparabilidad. Garantizar que se genere y utilice información ambiental comparable, sin crear obstáculos técnicos al comercio.
  • Eficiencia. Reducir la «huella medioambiental» a través de una mejor comprensión de los mayores impactos (incluidos los atribuibles tanto aguas arriba como aguas abajo) dentro de la cadena de procesos involucrados en la producción de productos.
  • Confiabilidad. Proporcionar una mayor credibilidad y un nivel de confianza que permite al público utilizar dicha información para la toma de decisiones al elegir y usar productos de construcción.

Deja tu comentario

× Hablá con nosotros
A %d blogueros les gusta esto: